Cómic: L’amour (el amor sin amor)

lamour_2014

Portada: L´amour (el amor sin amor), 2014.

Vampir o en francés Grand Vampire fue una serie de cómic publicada entre los años 2001 y 2005. Para poder disfrutar el primer volumen en nuestro país hemos tenido que esperar hasta el 2013, diez años de retraso que a modo de cómic book publicó Fulgencio Pimentel.

Solamente hace un año se presentó el segundo volumen de Vampir: L´amour (el amor sin amor). Desde Dark Valencia no hemos dudado compartir con todos/as vosotras nuestra fascinación por este pálido y chupado no-muerto llamado Fernand, personaje principal de Vampir. Una joya del cómic más noctámbulo y romántico de la escena gótica, en una edición muy cuidada y de alta calidad. El precio está alrededor de los 24 euros, pero vale la pena invertir en esta obra tan divertida y llena de buenas sensaciones gráficas.

Como alternativa, para poder disfrutar este nuevo trabajo de Joann Sfar, sugerimos pedirlo en la biblioteca publica del municipio o ciudad respectivo, y así engordar de buena calidad las flacas y tristes estanterías en la sección Cómic. Os informamos que hará un año pudimos ver el primer volumen de Vampir en la biblioteca municipal de Valencia. Resaltaba instantáneamente por el vivo color amarillo de la portada y la mirada perdida de Fernand en blanco y negro. No hay excusa pues, para no sumergirse en las noches más monstruosamente divertidas y pasionales de Vampir.

cubierta_vampir.indd

Portada: Vampir, 2013.

Joann Sfar empezó a construir el personaje de Fernand en su adolescencia, despues de ver la película Nosferatu de Murnau. Intuimos que por este motivo Fernand respira esa inocencia cruel propia de un adolescente hormonal. Un personaje que nos irá enamorando con su deambular por las oscuras y divertidas noches en cada capítulo.

Empecé a pensar el personaje cuando yo mismo era un adolescente deslumbrado por la película de Murnau. Entonces piensas que la vida va a ser para siempre.

Joann Sfar

Las influencias estéticas de este cómic pasan por el expresionismo alemán y la literatura centroeuropea de terror, además de influencias más directas que engloban desde el maravilloso país de Carroll, el Lugosi y los freaks de Browning o el terror gótico de la Hammer. También de autores como Robert Crumb, ambientaciones de Tim Burton, cómic underground de fanzines, el color de Marc Chagall, ilustraciónes del japonés Leiji Matsumoto, dibujos de su admirado Quentin Blake y como buen romántico francés no podría faltar la voz y música de Serge Gainsbourg.

Te parecerá horriblemente clásico, pero me encanta Victor Hugo. Incluso su poesía, de verdad. También me gustan mucho Tolstòi, Kafka, Séneca […] Séneca, y esto no es un chiste, me ayuda a vivir.

Fernand

El estilo de Sfar es aparentemente rápido, desdibujado en algunos momentos. Los trazos son histéricos pero con mucha cordura que enriquecen y dotan de frescura a la obra gráfica. El colorido es sutilmente variable a lo largo de los capítulos, pero con una paleta bastante lineal de tonos rojos, ocres y amarillos para interiores y azules, morados y verdes para las noches. Todo con esa base del grafismo negro del dibujo que le dota de ese aspecto más ennegrecido y oscuro. Compositivamente las viñetas suelen funcionar en módulos regulares de seis viñetas por cada plana, dotándole de un juego filmográfico a modo de fotográmas en movimiento acentuado por los marcos irregulares de las viñetas.

vinyeta_Vampir

Ejemplo viñeta Vampir, 2013.

Fernand es el prototipo del clásico Nosferatu o del elegante y también conservador Drácula de Bela Lugosi. Fernand vive en su propio castillo en Lituania, sufre un desamor, sale a ligar sin demasiado interés, y no para de leerle Proust a su gato. Problemas terrenales en que muchos nos hemos sentido identificados en algún momento (¡no al leer a Proust, claro!) de nuestra vida. Es posible que sea esta conexión con las propias experiencias del lector, lo que hace más atractiva esta historia mediante el reflejo inevitable de nuestras relaciones humanas y nuestras miserias amorosas.

Como en la vida real, es una historia donde los personajes deambulan y viven situaciones bajo un divertido desencanto pero también con la ilusión de recuperar o encontrar alguna sensación que te haga sentirte vivo, amado, cómodo, protegido… en definitiva la búsqueda de la felicidad. Un tópico, sí, es cierto, pero ¿qué le vamos a hacer? La lucha por la vida de uno/a no-muerto/a es igual de intensa y desgarradora como la vida humana y mundana.

Somos lo que comemos, no puedo hundir mis colmillos en un cuello que me sea indiferente.

Fernand

vinyeta_Vampir3

Ejemplo viñeta Vampir, 2013.

En esta trama de amor heterosexual encontramos a Fernand, un vampiro especialmente cercano. También a diferentes personajes femeninos, entre ellas está su ex-pareja llamada Lio de la que todavía está atrapado/enganchado, que lleva una estética antropomórfica con forma de mandrágora. Encontraremos a Aspirina, una guapísima vámpira gótica que parece estar muy enamorada de Fernand. Tampoco faltarán licantropos que no pueden evitar convertirse al pensar/tocar a una mujer, gólems, brujas o policías. Una serie de personajes muy bien perfilados que van condicionando y modelando la historia y trayectoria de este personaje nocturno.

vinyeta_Vampir4

Ejemplo viñeta Vampir, 2013.

Esta comedia romántica es una proyección directa de la incansable búsqueda del amor, en la que Sfar coge el mito del vampiro para aproximarnos y visualizarnos a nosotros mismos. Una visión alentadora y divertida sobre la especie humana que irremediablemente enamora en cada página.

Joann Sfar

Este francés licenciado en Filosofía y en Bellas artes empezó como guionista de la editorial Delcourt, más tarde dibujará cómic independiente en L´Associaton editorial. Fue co-escritor de la serie La Mazmorra, y sobre todo fue conocido por su serie de cómics El gato del rabino (2003), que fue adaptada en animación en 2011 consiguiendo gran cantidad de galardones: Mejor Film de Animación en los Premios César 2012, Nominado al Mejor Film de Animación en los European Film Awards 2011 y Nominado al Mejor Film de Animación en Annecy Internacional Animated Film Festival 2011.

En 2008 realizó una fantástica adaptación de El Principito de Antoine Saint-Exupéry. En 2010 dirigió la película de Gainsbourg (vida de un héroe), trabajo muy especial para Sfar por su vinculación parental judía y admiración por este cantante y musicólogo.

También podemos encontrar l´adaptación de Fernand a un publico más joven en formato de serie de animación de 52 capítulos realizado por France-Animation. La serie denominada Petit Vampire, tiene muchos de los personajes de Vampir original o Grand Vampire pero con los cambios obvios para un público mucho más joven.

 

Web site del autor: Joann Sfar

¿TE HA GUSTADO? COMPÁRTELO EN LAS REDES SOCIALES:
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *